URDAIBAI.ORG. URDAIBAIKO GALTZAGORRIAK



Cabecera

Prentsa-oharrak » Urdaibai Biosfera Erreserbaren Erabilpenerako eta Kudeaketarako Egitamu Gidariaren (EKEG) aldaketa.
2009/12/18. Gernikako Ekologi Lan Taldea.

La constitución del nuevo gobierno del PSE-EE anunciaba un nuevo ciclo que –con cierta expectación– pensábamos que podía ofrecer una oportunidad a Urdaibai, después de la frustrante gestión de los últimos años. Sin embargo, transcurridos ya ocho meses, nos encontramos con que lo único que anuncia como política propia y solución a todos los problemas de Urdaibai es el modelo del PNV. El departamento de Medio Ambiente del Gobierno Vasco propone cambiar el Plan Rector de esta Reserva de la Biosfera y dejar en manos de los ayuntamientos la gestión del territorio no urbano o rural en aras –se dice– de mejorar la gestión. Desde que Urdaibai existe el PNV y las instituciones que ha gobernado han torpedeado cualquier iniciativa tendente a la puesta en marcha de experiencias de desarrollo sostenible en la comarca. Su propuesta techo se dirige a limitar la protección a las marismas y la ría (5% del territorio). Las distintas administraciones que se han sucedido al frente del departamento de Medio Ambiente han carecido de fuerza y de ambición para desbloquear la situación de parálisis que se vive en estos 25 años que ahora se cumplen (y algunos quieren celebrar) de la declaración por la UNESCO como Reserva de la Biosfera y patrimonio de la humanidad.

El Plan Rector de Uso y Gestión –la herramienta legal encargada de regular el planeamiento del territorio– tuvo una revisión importante en 2003, que ahora se quiere hacer pasar por una especie de cambio cosmético. Supuso la cesión a los intereses forestalistas (pino y eucalipto) en todas sus demandas, así como una enorme ampliación en las posibilidades de construcción en núcleos rurales. ¿Pasarán los responsables de Medio Ambiente a la historia como quienes abrieron definitivamente la puerta a la especulación en Urdaibai? El tiempo lo dirá, pero mucho nos tememos que Urdaibai es ya una pieza en el tablero político en el que PSE-EE y PNV están intercambiando “cromos”, si se nos permite el vulgarismo.

-globo sonda-, que ha propuesto siempre,.

Transcurridos 25 años, más allá de declaraciones grandilocuentes, en Urdaibai

  • no se han promovido ni estimulado en la práctica acciones de impulso del desarrollo social o económico de la comarca, mucho menos que guarden relación con el desarrollo sostenible.
  • Además, apenas se han desarrollado los planes previstos para la salvaguarda de los espacios de especial protección, el paisaje, el patrimonio cultural... en la comarca.

Se nos ha privado de la magnífica oportunidad que había, por ser una reserva de la biosfera, de servir como laboratorio experimental en el que poner en marcha iniciativas que creasen empleo y bienestar para la población, sin poner en riesgo los recursos naturales. 25 años más tarde, y una constante propaganda del PNV, a la población sólo le queda la percepción de las limitaciones de usos, el despoblamiento industrial, la ruina del sector primario, etc.

Reconocemos que la gestión es lenta e ineficaz. Pero solucionar esta esclerosis no pasa por ceder las competencias a quienes han dado sobradas muestras de ceder a los intereses especuladores (sentencias en los tribunales haylas, y otras por llegar); pasa por un Patronato de Urdaibai dotado de personalidad jurídica, con recursos técnicos, personales y económicos y, entre otras urgencias, con un sistema de guardería propio.

Estos ocho meses han sido continuistas, en unos aspectos, cuando no alarmantes. Han dado la aprobación definitiva al nuevo polígono industrial de Muxika, en terrenos agrícolas de gran valor; en la práctica, ha desaparecido la labor de inspección, se han olvidado de la educación ambiental (cierre del centro Ingurugela-CEIDA), uno de los pilares de una política ambiental de futuro; el centro de documentación, la atención a grupos, actividades de animación, divulgación y formación carecen del personal que han tenido durante años, simplemente porque el PSE-EE ha echado a la calle a las personas que realizaban estas labores; en fin, seguimos sin dirección en el Patronato (en total se ha suprimido un tercio de personal).

Quizá sean los ya casi 28 años que tiene el Taller de Ecología lo que nos da una perspectiva y nos permite realizar valoraciones sobre la gestión de la clase política. Por ahora, queremos manifestar nuestra clara desilusión al observar que la nueva administración ha tardado sólo unos meses en ceder a las presiones de los intereses de la especulación. Los habitantes de Urdaibai no nos merecemos esto.

Es lógico aceptar que se incorporen al Plan Rector, por ejemplo, algunos aspectos de las directivas europeas o de la Ley del Suelo del País Vasco. Pero, señora consejera, en el planteamiento del departamento de Medio Ambiente echamos de menos propuestas ambiciosas e ilusionantes en el sentido de impulsar la recuperación del caserío y actividades de desarrollo sostenible en la industria, el turismo, la construcción, la explotación forestal, la educación ambiental o la innovación tecnológica, por citar algunos sectores. Esa era, hace 25 años, la finalidad que estuvo en el origen de la declaración de Reserva de la Biosfera y en ese camino nos encontrarán a su lado todos quienes se arriesguen por cambiar hacia un modelo socioeconómico sostenible.

Da miedo pensar en qué condiciones quedaría la Urdaibai si las llaves de la gestión quedasen finalmente en manos del “zorro” de la especulación.

Taller de Ecología de Gernika
17 de diciembre de 2009